Logo - Producto

Mantenerse positivo es difícil en la vida del opositor, pero ¡ánimo, es verano!

Comparte este post

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Sabemos que estudiar durante el verano no es precisamente el mejor plan de las vacaciones. El calor y los planes con los amigos no están de tu lado, sin embargo, lamentarse resulta inútil. Aquí te dejamos unos tips que pueden resultarte útiles para el esfuerzo extra que supone “hincar los codos” en verano.

ALICIA ALFONSO MONTERO

Es importante hacer un plan de estudio compenetrando horas disponibles del día con temario a estudiar. Es decir, ponerse metas diarias a cumplir en la jornada. Estas deben ser reales y alcanzables, por el contrario, unas demasiado ambiciosas generarían desmotivación en el momento en el que no fuesen cumplidas. Por otro lado, los objetivos diarios que fijes deben ser a corto plazo cumpliendo con fechas previstas. Si logras llegar a ellos, ¡permítete un capricho como recompensa!

No se trata de estudiar sin parar, los descansos también son buenos para despejar la mente

Entendemos que el hecho de estar de vacaciones junto con el buen tiempo, hacen que el ritmo de estudio no pueda ser el mismo que el resto del año, por este motivo, descansar los fines de semana (sábados y domingos) o días intercalados a lo largo de la semana (el caso es que sean dos) resulta útil para disfrutar de la época del año en la que nos encontramos, así como para despejar la mente. Sin tiempo para desconectar lo más seguro es que te satures, y será peor el remedio que la enfermedad. Obviamente los descansos durante el estudio también son importantes, lo ideal es no menos de 5 minutos y no más de 15.

Para estudiar durante las vacaciones hay que tener claro que se debe ser constante, si pierdes el ritmo nunca avanzarás y llegará un momento en el que te sientas estancado y desesperado, pues todo lo que hayas estudiado se olvidará al poco tiempo si no has realizado un repaso continuado.

Dedicar muchas horas al estudio solo son eficientes si eres productivo

Por otro lado, no se trata de estudiar sin parar pensado que, cuantas más horas se dediquen al estudio, más se aprovecha el tiempo. Este es un error común, lo cierto es que cada persona tiene sus tiempos de concentración y productividad. Existen diferentes técnicas para aprovechar al máximo la jornada, como, por ejemplo, la Pomodoro. Esta técnica consiste en dedicar 25 minutos al trabajo y 5 al descanso, y tras cuatro o cinco ciclos, dicho descanso será mayor (20 o 30 minutos). De esta forma el tiempo de estudio es 100% productivo. La técnica Pomodoro puede adaptarse a cada individuo de una forma diferente, por ejemplo, si han pasado 25 minutos y estás en tu momento de mayor concentración, sería una mala idea realizar el descanso, por lo que si compruebas que tu productividad se mantiene durante un tiempo determinado, en lugar de realizar los 25 minutos, aplica tus tiempos. Gracias a esta técnica evitarás distracciones y aumentará tu agilidad mental y productividad.

En nuestro artículo sobre cómo mejorar la memorización podrás encontrar diferentes técnicas que pueden ayudarte, ¡Échale un vistazo y encuentra la que mejor te funcione!

Una buena alimentación ayuda en gran medida al rendimiento del cerebro 

La alimentación es esencial para el estudio. Comer frutas y verduras favorecen la capacidad de concentración y retención de información.  Además, las rutinas de sueño se deben respetar a rajatabla. Dormir mínimo 8 horas diarias pude suponer la diferencia entre un buen día de estudio y uno de los menos productivo. Acompañar la buena alimentación con beber abundante agua sería lo ideal. Estar deshidratado en ocasiones supone pequeñas perdidas de memoria, y no lo decimos nosotros, lo dice el Instituto de Investigación de Agua y Salud (IIAS), el cual asegura que con la ausencia de solo el 2% de agua en nuestro cuerpo se pueden tener pérdidas de memoria fugaces.

Las primeras horas de la mañana son las mejores para empezar la jornada, ya que se trata de un momento tranquilo en el que no hace demasiado calor, por lo que no resultará tan incómodo y comenzarás el día activo. A medida que sube la temperatura, recomendamos que la zona de estudio se encuentre aireada y con ventilación. Además, esta debería ser siempre la misma para no romper con la rutina y adaptarte al entorno.

Si te interesa la importancia de la alimentación en relación con el estudio y salud mental, en nuestro blog encontrarás consejos e información muy útil, como los que nos daba la nutricionista Marisa Vicente, en este artículo en el que comparaba la preparación de una oposición con un “Ironman intelectual donde se debe cuidar minuciosamente la salud”.

El estado de ánimo afecta directamente a tu motivación durante las sesiones de estudio

Mantenerse positivo suele ser difícil en la vida del opositor, pero ¡ánimo, que es verano! Al hacer ejercicio liberamos la hormona de la felicidad, la endorfina, con ello despejamos la mente y nos activamos. Por este motivo se recomienda tanto a los estudiantes que en su tiempo libre intenten salir a correr, andar o ir al gimnasio.

Tener fuerza de voluntad es esencial para estudiar durante las vacaciones. Debes concienciar a tu entorno de tu situación, hablar con ellos. En momentos de bajón, imagina cómo será tu vida una vez aprobada la oposición. El hecho de tener más tiempo libre que el resto del año provoca un gran estrés en la mente del opositor, puesto que consideráis que vuestras metas deben ser mayores al tener más tiempo libre. Sin embargo, estos pensamientos solo incitan a la mala concentración, así como falta de descanso, los cuales son de los factores más importantes en la vida de un estudiante.

Alicia Alfonso Montero estudia Publicidad y Relaciones Públicas. Actualmente es ayudante de comunicación en SKR.

Artículos relacionados:

Vacaciones y oposiciones: ¿Cuánto descanso puedo permitirme?
“Preparar una oposición es una competición larga, un Ironman intelectual, donde se debe cuidar minuciosamente la salud”
Alimentar bien el cerebro nos ayuda a rendir mejor en el estudio de la oposición
Aplica la OPOphilosophy para aprobar la oposición (sin efectos secundarios)
¿Miedo a quedarte en blanco en el examen? Mejora la memorización en la oposición con estas técnicas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Una mirada al mundo del sector público

Entérate de todas las novedades sobre el sector público y las oposiciones:

Abrir chat